Oración del Anima de Taguapire

¡Oh! Espíritu amantísimo, símbolo de la existencia del alma, a ti rogamos. Invocando al nombre del Padre, en nombre del Hijo y el nombre del Espíritu Santo, ser escuchados en nuestra súplica. Antes de apelar a tí en solicitud de tu intersección ante DIOS para recibir el Don de nuestra necesidad, nos permitimos recurrir a la misericordia infinita de Nuestro Señor Jesucristo para que nos perdone nuestros innumerosos pecados, manifestándole nuestro arrempentimiento y nuestro próposito de enmienda: asegurándote que todo lo que te pidamos ha de ser para bien nuestro, para bien de otros y solamente para el bien. ¡Nunca jamás para el mal!. Francisca Duarte espíritu amantísimo: a cambio del favor que recibamos por tu intersección ante DIOS, te prometemos que trabajaremos con los medios que nos sean dados, por la Gloria de Nuestro Señor y por la Gloria de tu propio espíritu.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.