Dime qué lees y te diré qué eres

La lectura hace al hombre completo; la conversación lo hace ágil, el escribir lo hace preciso.
Si encontramos a un hombre de extraño intelecto, deberíamos preguntarle qué libros lee, pues allí está el combustible.

No importa lo ocupado que piensas que estas, debes encontrar tiempo para leer, o entregarte a una ignorancia autoelegida.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.