¿EL SANTERO DEBE ALEJARSE DE LA SAL?

El uso de la sal, siempre ha sido muy cuestionado en nuestra religión. Se dice que trabaja para mal y que no se debe usar. Esta percepción de que trabaja para mal, proviene, como casi todo, de la superstición en términos de que el usarla “Sala” a la persona, Si esto fuese cierto, no podríamos ni siquiera comer nada con sal. De hecho, la sal se utiliza en muchos de nuestros ritos y para quitar esa imagen de mala suerte que ella representa, basta decir que en el pasado la Sal, representaba dinero. Esta era algo que se pagaba y se pagaba bien. Tan apreciada era, que los romanos pagaban el trabajo por medio de sacos de sal. Inclusive a sus soldados les daban Sal como pago. De allí surge el nombre de lo que devengas cada mes o cada quince días: Salarium… Así que si esto se considera estar salado, pueden hacer las donaciones pertinentes del mismo. Para el único Orisha que la sal es un Tabú, es para Obbatalá, que no puede comerla y ninguna de sus ofrendas puede ser cocinada con sal.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.