Alerta de Fraude: Medium en Venezuela lleva a cabo kariosha por medio de espíritus de babalawo y santero muertos

Alerta de Fraude: Medium en Venezuela lleva a cabo kariosha por medio de espíritus de babalawo y santero muertos©

Robo y confusión espiritual

Robo y confusión espiritual
Hay pocas cosas en esta vida que me hacen enojar. Una de ellas es el abuso, la otra son las prácticas fraudulentas que representan de manera errónea las religiones tradicionales africanas. No hay excusa alguna para quedarse en silencio al confrontar un caso de abuso o de fraude.
La historia que estoy por compartir pasó en Venezuela, hace casi cuatro años. La persona en este caso llegó a mí por medio del blog, y luego de intercambiar una serie de correos electrónicos personales, fue conociendo los detalles de lo que estoy por relatar. La llamaré Alicia por respeto a su petición de privacidad. Su intención al acercarse a mí fue el investigar cuál era su verdadero estado como supuesta iniciada y ver qué pasos tomar para corregir el predicamento espiritual que ahora enfrenta.
Esto fue lo que sucedió. Alicia conoció a esta trabajadora espiritual, no le voy a llamar espiritista por no quiero ofender a miles que practican de manera legítima el espiritismo y que pueden sentirse molestos al continuar leyendo este relato. Esta mujer alega que puede trasmitir mensajes de los muertos como caballo espiritual. Es durante este proceso de ser materia universal, como se describe ella, persuadió a Alicia de tener que hacer kariosha ya que su vida estaba en riesgo y si no pasaba por este proceso fallecería. Claro, nada como intimidación espiritual para motivar a una persona que desesperadamente buscaba mejorar su condición de salud y su vida espiritual.

Es así que en el 2009, esta trabajadora espiritual le cobró el equivalente a US$9,300 en Bolívares para llevar a cabo la ceremonia de kariosha. Tenga en mente que esta mujer NO está iniciada como olosha y que las dos personas que participaron en el supuesto kariosha fueron nada menos que otra trabajadora espiritual y el esposo de Alicia. El proceso es gravemente irregular y consistió en que la alegada médium pasara el espíritu de un babalawo fallecido joven y el cual ella supuestamente conoció en vida. Este espíritu se convirtió en el padrino espiritual de Alicia, mientras que otro espíritu de un santero fallecido se convirtió en la oyugbona de Alicia en este proceso tan extraño.
Alicia fue supuestamente iniciada a Eleguá y su madre de osha es supuestamente Yemayá, pero no le dieron otás (piedras consagradas), no le dieron dilogún (los caurís que hablan por los orishas) y no hubo itá, por tanto ella no obtuvo una libreta con consejos para guiarle por el resto de su vida. No hubo más testigos de esta travestía.
Durante el ritual también se manifestaron otras entidades, una fue identificada como el Anima Sola y la otra fue identificada por los presentes (Alicia, su esposo y la segunda trabajadora espiritual) como Yemayá porque vino pidiendo que dieran un pato.
¡En serio! Esta trabajadora espiritual es como una súper mujer, pasando todos estos muertos y haciendo el kariosha ella solita con la ayuda de una colección de espíritus. Todo olosha que ha participado en este sagrado proceso sabe qué hace falta una villa para poder ejecutarlo propiamente y semanas de preparación al igual que una tonelada de materiales.
Me hace revolver el estómago el ver como esta trabajadora espiritual que proviene de la región de la montaña de Sorte en el Estado de Yaracuy, Venezuela defraudó a Alicia de esta manera tan vil.
El asunto acá es que además de haberle robado aproximadamente US$9,300, esta mujer cometió un robo cultural y espiritual. Esta mujer se apropió de no una sino dos prácticas religiosas, las cuales son el Espiritismo y la Santería, para rellenarse los bolsillos con dinero. Ahora es que Alicia está despertando a una cruda realidad y viendo lo que le sucedió y está buscando respuestas, las cuales esta mujer no quiere contestar y se niega a responder a sus mensajes y a llamadas ni de Alicia ni de su esposo.
No obstante, Alicia aprecia a esta persona. Me parece que hay un tema de codependencia el cual debe ser explorado en esta relación. Sin embargo, el elemento crucial acá es el corregir este embrollo espiritual en el cual ahora Alicia se encuentra. Ella ha perdido su empleo, su salud es precaria y supuestamente Eleguá, el cual según la estafadora es su orisha tutelar, le ha dicho que no puede trabajar.
Yo vi una foto del altar que se preparó luego de esta fraudulenta iniciación. El altar era un triste intento de representar las ofrendas que se hacen el Día del Medio, por supuesto, no había un trono, solo una estera con un platón y un Eleguá comprado en una botánica, unos cuantos platos con frutas y una bóveda en el suelo a lado de las ofrendas dedicadas a los supuestos orishas, al igual que un coco seco con un pañuelo puesto como si fuera una cabeza en un plato.
Toda ceremonia de iniciación tiene un impacto sobre la persona que la recibe, ya sea que la misma haya sido llevada a cabo propiamente o que se trate de un fraude como en el caso de Alicia. Esto se debe a que hay un intercambio de energías espirituales y que si la persona no sabe lo que está haciendo, le pueden causar daño a la persona recibiendo la iniciación. Por lo que veo, Alicia no mejoró su situación ni su vida, todo lo contrario.
Ella ha optado por no deshacerse de los objetos recibidos de su llamada madrina hasta que visite a un babalawo o a un olosha en su área. Yo le he prometido ponerla en contacto con personas de buena reputación en Caracas y le he advertido que al menos debe conocer a tres o cuatro personas y estudiarlas con cautela y enterarse de cuál es su reputación por cuenta propia antes de comprometerse a que alguien se convierta en su guía espiritual o a ser admitida en una casa de santo. Pero tal vez lo que necesite no sea ni la Santería sino hasta tomar otro rumbo espiritual, esas cosas no se saben sino hasta que se consultan adecuadamente con alguien que tenga el debido entrenamiento e iniciación.
Es importante destacar que Alicia no quería en un principio compartir su historia. Sin embargo, tal como destaqué en una de nuestras comunicaciones, si yo fuera egoísta con mi conocimiento y no tuviera el blog que le abrió los ojos a ella, tanto su situación como la de muchos otros pasando por cosas similares continuaría sin la posibilidad de tener una solución. Peor aún, continuarían personas en libertad de continuar robando a incautos y causando daño.
Para los lectores en Venezuela, si alguien conocer a esta trabajadora espiritual—yo aún desconozco su verdadera identidad—tengan cuidado. No permitan que los estafadores continúen ensuciando a las religiones tradicionales africanas
Comparte ésto...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someoneShare on Google+

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *