Carta al ahijado desconocido

Queridos Ahijados:

Aunque no sea tu padrino y ni siquiera te conozca Discúlpame por los malos religiosos que te decepcionaron. Perdóname por los que dejaron de escucharte, por los que renunciaron a ti, por los que que siempre te dejaron. Perdón por abandonarte en el Yworaje.
Perdón por las ceremonias mal hechas, por las consagraciones que no necesitabas.

Perdón por aquellos padrinos que te hicieron, críticas, miradas inquisidoras, maltratos sutiles, hipocresía envuelta en abrazos, expectativas ajenas, relaciones tóxicas, estrés, etc. ¿Sabes qué ocurrió? Que te equivocaste. Y tus padrinos confundíeron su camino, mientras tú Creíste labrár un futuro emocional saludable cuando en realidad te estaba haciendo castillos en el aire.

Discúlpame por tu padrino, perdóname por el que jugó con tu fé, ellos no son lo que debiste encontrar en tu camino.

Hay tantas personas marcadas, tantas personas que te han defraudado y tantos engaños de por medio que a veces solo puedo sentir que se están aprovechando de tu #buenavoluntad.

También hoy soy consciente de que el mismo hecho de que los malos religiosos tóxicos te dejen de hablar supone un dolor inmenso porque tú amabas a tus padrinos, sin embargo ve que es un alivio emocional tan intenso que a veces resulta incluso abrumador. Es como si la basura se sacara sola, aunque la #moralidad no me deje decir esto en voz alta.

En fin, solo quiero pedirte perdón por los que no son, los que son y por los que espero que algún día encuentren camino en la #religión.

Yo no te he hecho nada, pero otros te han dañado a ti, a mi y a la fe en mis #Orishas y mis #muertos.

Por eso hoy doy un paso adelante y corro a reencontrarme con esa parte de tí que las personas equivocadas y la prioridades mal planteadas oscurecieron en algún momento. Por eso digo adiós a todo aquello que te perjudica. Por eso te hago valer. Por eso vuelvo a conocerte. Por eso creo un punto de partida. POR ESO VOY A DARTE OTRA OPORTUNIDAD.

Quiero que sigas teniendo Fe.

DiosTeBendiga

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.